Opciones de emplementación flexibles

Los proveedores de soluciones ECM ofrecen una amplia gama de funcionalidad, pero pocos ofrecen múltiples opciones de implementación. 

Es bueno tener opciones cuando usted está pensando en implementar su solución. Usted debe tomar muy en serio la decisión de determinar cuál solución de gestión de contenido empresarial (ECM) es la correcta para usted. 

Identificar qué opción de implementación es mejor para su organización empieza con una evaluación de sus necesidades empresariales, infraestructura y políticas. ¿Quiere instalar y administrar todo su software internamente? ¿Prefiere usted soluciones basadas en la nube? ¿Cumpliría un híbrido de estas opciones con sus necesidades? 

Un proveedor de ECM de gran valor proporcionará opciones flexibles de implementación, incluyendo:

  • Implementaciones locales: Las implementaciones locales permiten mantener su solución a nivel interno y hacer crecer su solución conforme esto tenga sentido para su organización. Con una solución local, su solución vive en su infraestructura, y su Departamento de TI y otros recursos mantienen y evolucionan su solución. Una implementación local significa que usted se puede hacer experto a nivel interno de su solución de ECM, y los cambios y las mejoras a sus soluciones están a su alcance.
  • Solución hospedada en la nube: A la hora de implementar la solución ECM basada en la nube, usted es dueño de su propia solución, pero no tiene que estar en su infraestructura, lo cual le permite tomar ventaja de la retención ilimitada del servidor. También le permite tomar ventaja de la infraestructura que tal vez usted no pueda costear o que no quiera aún desarrollar. Usted ahorra en inversión de capital y libera sus recursos de TI.
  • Híbrido: Los proveedores estratégicos de ECM también proporcionarán un enfoque de implementación híbrido que le permite utilizar soluciones basadas tanto en la nube como en las instalaciones. El enfoque proporciona una replicación de su solución en la nube, lo cual le proporciona un ambiente real para probar nuevas funciones, prepararse para la recuperación de desastres y más. 

Un proveedor astuto también le ofrecerá a sus clientes la capacidad de moverse entre estas opciones a medida que las necesidades empresariales cambian y se expanden. 

Las soluciones ECM son activos de gran valor que se utilizan cada día en una organización por periodos que van desde los cinco hasta los quince años. Una organización y las necesidades de sus usuarios sin duda variarán durante el curso de esos años. Un proveedor de ECM debe ser capaz de brindarle a los usuarios una variedad de opciones de implementación para satisfacer sus necesidades actuales, así como la capacidad de cambiar las opciones de implementación a medida que ocurren cambios en la organización. 

Garnter Magic Quadrant para para gestión de contenido empresarial